Los empresarios señalan que ha llegado el momento de flexibilizar el mercado laboral

DSC_0053_result

Durante el cuarto trimestre del 2016, en Castilla y León, el número de personas ocupadas ascendió a 972.900 personas, lo que supuso un incremento del 3,07% respecto al mismo trimestre de 2015 (en España 2,29%).  Por otra parte, el número de personas paradas fue de 169.100 en la Comunidad Autónoma, registrándose así un descenso del 16%, respecto al mismo período de tiempo del año anterior (en España -11,3%), y alcanzando una tasa de paro del 14,81% (en España 18,63%).  Estos datos ponen de relieve que, a pesar del ligero retroceso en el último trimestre del año, el mercado de trabajo, tanto en Castilla y León como en la media española, ha evolucionado de forma favorable en el 2016, en cuanto a las magnitudes de empleo y paro.

Por ello,  la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León (CECALE), organización de la que forma parte la Confederación de Organizaciones de Empresarios Salmantinos (CONFAES), valora esta evolución de positiva, y señala que es necesario avanzar en dotar de mayor flexibilidad al mercado laboral, con el fin de que en este ejercicio se pueda consolidar esta tendencia favorable de creación de empleo.

Asimismo, la patronal castellanoleonesa insiste en que también es importante contar con una legislación más atractiva para la atracción de inversión y talento, que permita acelerar el proceso de recuperación económica y, por tanto, la capacidad de crear empleo.  Del mismo modo, es necesario que los espacios donde se desarrollan actividades empresariales cuenten con suficientes y adecuadas infraestructuras de comunicación y telecomunicación, y que los presupuestos contemplen una mayor y permanente dotación presupuestaria en I+D+i, que facilite a las empresas aprovechar las oportunidades que ofrece la digitalización de la economía y la globalización de los mercados.